María Santísima, escala al paraíso.

Dios Padre nos amó hasta el punto de sacrificar a su Hijo único para salvarnos (cf. Jn 3, 16).

En el bautismo nos adoptó por hijos, privilegio al que nos predestinó desde la eternidad.

Parroquia El Espíritu Santo, Las Charcas, Salesiano, Virgen María

Cristo crucificado determinó darnos a su bendita madre como nuestra madre espiritual (cf. Jn 19, 26).

La Virgen madre de Dios ha ejercido siempre sus funciones maternales con nosotros, y por esto ella es escala al paraíso, puente entre el cielo y la tierra, puerta del cielo, esperanza de los pecadores, puerto de los náufragos, auxilio seguro de todos los cristianos, fortaleza de los que vacilan y, en fin, intercesora eficaz de nosotros ante Dios.

Texto: Tiberio López F. / Ilustración: Parroquia El Espíritu Santo


Visita nuestras redes

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s