La santidad hecha mujer

Quienes viven en pecado y llevan a sus semejantes a conductas que destruyen su vida espiritual, ofenden a Dios gravemente y son promotores de degradación y de infelicidad.

Ante el panorama de miseria moral que padecemos, la Virgen María se levanta como modelo perfecto de santidad, pureza y perfección, pues su corazón inmaculado sólo vivió para obedecer a Dios y para cumplir sus sabios planes de salvación. ¡Imítala para que purifiques tu vida y la hagas grata a Dios!

Parroquia El Espíritu Santo, Las Charcas, Salesiano, Virgen María

El corazón inmaculado de la Virgen María, lleno de Dios, consagrado a Él y totalmente sumiso a la voluntad divina, es el modelo de lo que debe ser tu corazón y el mío.

Texto: Tiberio López F. / Ilustración: Parroquia El Espíritu Santo


Visita nuestras redes

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s